Respuesta para¿La sectorización enfermera en Atención primaria de salud facilita y mejora la calidad de la atención sanitaria prestada por las enfermeras?

En Andalucía, en la útlima década ha existido una alta variabilidad en los modelos organizativo para la práctica enfermera en AP, conviviendo el modelo Unidad de Atención Familiar (UAF) donde la enfermera/o actúa como referente para el cuidado para el mismo grupo poblacional que tiene adscrito el médico/a, el modelo sectorizado donde la enfermera actúa como referente en cuidados para un grupo poblacional por sector geográfico (independientemente del cupo médico) y los cuidados dispensarizados, donde la enfermera no es referente de ningún grupo de población si no que atiende la demanda clínica. 
La apuesta por el modelo de sectorización para la organización del trabajo enfermero se adoptó en los últimos años debido a los diferentes beneficios que este modelo reporta sobre todo para la atención domiciliaria y el trabajo comunitario, que son los ámbitos donde la enfermera es el referente en AP. Entre otros, los beneficios que podemos destacar son: la optimización de los tiempos de trabajo, la mayor accesibilidad  y la posibilidad de una mayor presencia de la enfermera como referente de la salud de un barrio y/o comunidad. Estos mismos beneficios se aportarían para el trabajo del médico en atención primaria, si existiera la posibilidad de constituir equipo médico-enfermeros para un mismo sector de población, el problema estriba el derecho a la libre elección de médico, que se establece como handicap para poder optar por un modelo de sectorización compartido para los equipos médico-enfermo de los centros.
Las enfermeras en Andalucía no tienen adscrita población alguna en este momento, tienen asignado un grupo poblacional para su cuidado, pero no exite una adscripción de la población a una clave enfermera. Esta situación dificulta la organización del trabajo enfermero en los centros, desde el análisis de necesidades de cuidados de la población, a la planificación del cuidado y sobre todo a la explotación de los resultados del trabajo enfermero. Igualmente entraña dificultad para que la población pueda identificar y acceder a su enfermera de referencia en el centro.
Este es la cuestión principal y prioritaria a atajar, independientemente, en este momento, al modelo organizativo. Para facilitar el trabajo enfermero, la explotación de los resultados de su atención y la identificación y accesibilidad a la enfermera de referencia es necesario que la enfermera tenga asociada población y es por este logro que estamos trabajando desde la Estrategia de Cuidados.