Cuidados para disminuir la ansiedad de los pacientes ante la cirugía a través de la “Entrevista Prequirúrgica Analgésica”

El Hospital Universitario de Valme de Sevilla ha puesto en marcha el programa asistencial “Entrevista Prequirúrgica Analgésica” con el objetivo de acercar un medio desconocido, como es el centro hospitalario, al paciente y su familia y, de este modo, disminuir la ansiedad favoreciendo su recuperación. El programa se basa en informar a los usuarios de los circuitos establecidos desde el ingreso hospitalario hasta el alta del área quirúrgica, así como de los recursos analgésicos para la ausencia del dolor tras la intervención quirúrgica.

Valme

Esta iniciativa la dirigen profesionales de Enfermería de la Unidad de Dolor Agudo Post-Operatorio, perteneciente a la Unidad de Gestión Clínica de Anestesiología y Reanimación. El proyecto se enmarca en la mejora de la calidad y satisfacción percibidas por los pacientes, así como también en la optimización de la seguridad del paciente. La tarde previa a la intervención quirúrgica queda activado, siendo candidatos a participar en él todos los pacientes quirúrgicos programados, con especial prioridad de aquéllos procesos más agresivos y cuya recuperación está expuesta a un dolor moderado y severo. Es el caso de los pacientes de traumatología y los de cirugía general.

En la sala de reuniones de la primera planta, correspondiente a la zona quirúrgica, se celebra el contacto de los profesionales con los pacientes y familiares. Inicialmente, se lleva a cabo una encuesta individual relativa a los siguientes contenidos: conocimientos previos del hospital, proceso quirúrgico y dolor postoperatorio junto al grado de temor y ansiedad que presenta el paciente. A continuación, se visiona una grabación audiovisual realizada por los propios profesionales cuyo contenido aborda los anteriores contenidos: el ingreso hospitalario, el circuito quirúrgico y postquirúrgico junto a los procedimientos que se van a utilizar para el tratamientos del dolor.

En los días posteriores, se entrega a las personas que van a ser intervenidas, en su habitación, una nueva encuesta que le servirá a los profesionales para valorar si este proyecto ha cumplido sus objetivos: disminución de ansiedad, aumento de satisfacción/seguridad y dolor que presenta en ese momento, entre otros.

Desde su puesta en marcha, a finales del pasado año, han participado en este programa un total de 179 pacientes y familiares. Al respecto, los resultados obtenidos satisfacen los objetivos propuestos: se ha conseguido incrementar considerablemente el grado de conocimiento e información del entorno hospitalario y del proceso quirúrgico en un 79,5%; se ha incrementado en un 35% el porcentaje de pacientes que llegan al quirófano tranquilos; se ha reducido la ansiedad del paciente con una minimización de un 78,3% del número de pacientes que abordan su cirugía con miedo y, además, el grado de satisfacción del paciente y la familia es muy elevado superando el 90%.

Fuente: Servicio Andaluz de Salud.